ACCESO A LA FUNCIÓN PÚBLICA. SI LA FASE DE OPOSICIÓN SE REDUCE A UNA ENTREVISTA PERSONAL ES INSUFICIENTE