Se revoca la sentencia que consideró improcedente un despido porque el testigo principal fue condenado por falso testimonio